Un hotel enteramente construido en madera, el más grande del mundo de la época, abrió en el año 1888 y fue el primero en usar energía eléctrica.
Abierto hasta el día de hoy, es un Resort con muchos entretenimientos, playa y tiendas. Con salida a la bahía de San Diego, cuenta con una recepción imponente de madera, un ascensor antiguo de bronce y muchísima gente que circula por todas las áreas del hotel. Me encontré con un evento en el jardín, sería un lanzamiento o algún evento empresarial, que se encuentra en el centro del edificio con todas las habitaciones que lo rodean. Pasillos con ploteados de sombrillas, fotografías de Marilyn Monroe de la película que filmó allí “Some like it hot”, así como el árbol de dragón emblemático que sirvió de escenario para su película.

Muy difícil para mí describir en palabras un hotel tan maravilloso como este, con historia, de una arquitectura victoriana y que además contaba con muchas amenidades, incluyendo una piscina olímpica de agua salada, un campo de tenis, un club de yates, con una arquitectura parecida a la de la torre principal del hotel. Un jardín japonés de té, una granja de avestruces, billar, pistas de bolos, expediciones de caza y pesca de aguas profundas fueron algunas de las muchas funciones que ofrecían a sus huéspedes. Se cree que el Príncipe Eduardo de Gales conoció a su esposa en una cena ofrecida para él.

Los huéspedes famosos que han estado en el hotel han sido Thomas Edison, L. Frank Baum, Charlie Chaplin, entre otros.

El hotel cuenta con muchas actividades hasta hoy en día, para los huéspedes para que disfruten de la playa y la piscina, navegación a vela, surf, ciclismo y golf. El hotel también está equipado con un gimnasio con servicios de entrenamiento personal. También hay actividades especiales para los niños. Los huéspedes pueden también utilizar el spa State-of-the-art y el Yamaguchi Salón. “Shops at the Del” ha convertido al hotel en un destino único para compradores, con las tiendas que mencione antes.

El hotel además abrió lo que llaman, the Beach Village, un complejo de 12 villas con vistas a la playa con amenidades especiales incluyendo al sistema de sonido envolvente y sorround, televisiones delgadas, piscinas privadas, bañeras de hidromasaje y servicios de conserjería personalizado. Beach Village villas se caracteriza por tener espacios para cenas equipados completamente con cocinas y electrodomésticos, bañeras al estilo spa con bañeras y terrazas privadas.

¡Les dejo un video de Marilyn para que puedan ver el esplendor de este lugar!